Teoría y Preparación

Ernest Hemingway afirmó: "Nunca hay que confundir movimiento con acción." Aplicada a la cirugía bariátrica, esta cita nos recuerda que decidirse por una operación no significa una garantía de éxito. La verdadera acción requiere educación y el apoyo adecuado con motivaciones tanto internas como externas.

Encontrar razones para poner en práctica su plan

Los motivadores particulares son susceptibles de cambiar durante el período de seguimiento durante la cirugía bariátrica. Mientras que ir al gimnasio podría ser algo "ordenado-por-el-médico” al principio, encontrará que a medida que su cuerpo comienza a cambiar, sus motivaciones va a evolucionar también. Meses después de su operación, su razón para ir al gimnasio podría ser la de ayudar a esculpir su cuerpo a medida que cambia y construir su musculatura para reducir al mínimo la aparición de zonas flácidasLos motivadores particulares son susceptibles de cambiar durante el período de seguimiento durante la cirugía bariátrica. Mientras que ir al gimnasio podría ser algo "ordenado-por-el-médico” al principio, encontrará que a medida que su cuerpo comienza a cambiar, sus motivaciones va a evolucionar también. Meses después de su operación, su razón para ir al gimnasio podría ser la de ayudar a esculpir su cuerpo a medida que cambia y construir su musculatura para reducir al mínimo la aparición de zonas flácidas.

La motivación es lo que nos impulsa a tomar medidas. A pesar de que entendemos lo que significa la palabra motivación, las teorías de la motivación siguen siendo ambiguas. Las teorías científicas de la motivación difieren en la cantidad de énfasis que ponen en la biología o en el medio ambiente.

La teoría de los instintos constituye algo que es casi puramente biológico. Esta teoría puede resumirse como el punto de vista de que estamos biológicamente programados para sobrevivir, todos nuestros comportamientos y motivaciones se derivan de una programación genética común y nuestros instintos son las fuerzas que guían nuestra toma de decisiones.

La mayoría de los especialistas del comportamiento creen que las teorías motivacionales que dan cuenta de los factores ambientales y sociológicos son más apropiados. Las perspectivas socio-biológicas evalúan tanto el estudio de las bases genéticas y evolutivas del comportamiento, y se basan principalmente en la obra de Charles Darwin y su teoría de la supervivencia del más apto. En esta escuela de pensamiento, la fuerza principal de motivación para la conducta humana es la necesidad de pasar nuestros genes de una generación a la siguiente.

Los teóricos de los instintos creen que existe un estado interno de tensión que motiva a la gente a participar en la acción para reducir esta tensión. Esto se basa en la idea de que la mayoría de los organismos parecen tratar de mantener un estado de equilibrio fisiológico conocido como homeostasis. Esta teoría es muy importante tener en cuenta con la cirugía bariátrica.

Aunque el mecanismo exacto en el que la cirugía bariátrica ayuda a los pacientes a perder peso es ambiguo, una teoría sugiere que el cambio de ruta de los intestinos produce cambios en los niveles hormonales que causan cambios en el punto de referencia natural para la pérdida de peso. La homeostasis cambia con la cirugía bariátrica.

La Teoría de los Incentivos

Un incentivo puede ser definido como un objetivo externo que tiene la capacidad para motivar la conducta. Esto no significa que siempre vaya a motivar la conducta, sólo que puede hacerlo. Ahora bien, llegamos a una situación en la que podemos ver una diferencia con las teorías anteriores: según la teoría de los impulsos, se actúa debido a un estado interno que empuja en una dirección específica. Sin embargo, según la teoría de los incentivos actuamos cuando un estímulo externo nos empuja en una dirección determinada,

Esta es una teoría diferente y supone un alejamiento de las influencias estrictamente biológicas de la conducta. Una visión simplificada de estas teorías sugiere que usted necesita buscar motivadores externos e incentivos para ayudarle a perder peso y mantener esos logros.

Consejos y desencadenadores de acción

Piense sobre sus hábitos actuales de actividad física, dieta y sus habilidades de gestión del tiempo, sus fortalezas, sus debilidades y sus más grandes temores y preocupaciones.
Le animamos a que consulte la información de gimnasio-ejercicio y para cocinar que su programa bariátrico le ha proporcionado, o eche un vistazo a algunas revistas en busca de inspiración.

Visualícese teniendo éxito

Una vez que usted ha hecho su tarea y puesto al día con la información, escriba sus objetivos, una breve descripción de ellos, y lo que uste anticipa que será sa vida una vez que logre sus objetivos.

Ejemplos de Objetivos

"Después de la cirugía bariátrica, quiero perder 100 libras, comer saludablemente y mantenerme físicamente activo. Voy a tomar las vacaciones que siempre he deseado tomar. "

"Voy a someterme a la cirugía bariátrica. Antes de hacerlo, voy a empezar a caminar y comer más verduras e integrales. Después de la cirugía, voy a seguir las pautas dietéticas y ejercicio de mi programa bariátrico. Mi meta es perder 100 libras, y, con suerte, mi diabetes tipo 2, mi reflujo ácido o mi asma van a resolverse o a mejorar. "

Consejos y desencadenadores de acción

  • ¿Es su objetivo realista? Por ejemplo, si en la actualidad pesa 350 libras, un peso ideal de 145 libras puede no ser realista. Trabaje con su programa bariátrico para asegurar que su objetivo de pérdida de peso es realista.
  • Piense en lo que necesita para alcanzar su objetivo: tiempo, esfuerzo, conocimiento y recursos.
  • Reconozca sus pequeños éxitos, también. Dormir mejor, reducir una talla de cinturón, ser capaz de aparcar más lejos de la entrada...estos son todos los éxitos!